Cómo reclamar una hipoteca IRPH

Cómo reclamar hipotecas IRPH

Si estás acostumbrado a leer información sobre hipotecas o actualidad financiera, seguro que has oído hablar de las hipotecas con IRPH, un tipo de préstamos hipotecarios que no están gravados con el Euribor, sino con el IRPH.

En nuestro país, desde el 2013 se han firmado más de un millón de hipotecas con IRPH. Los bancos y entidades argumentaron durante años que el IRPH era una referencia más estable que el Euribor, lo que aportaba seguridad a las hipotecas. 

Sin embargo, el IRPH siempre está por encima del Euribor, lo que implica que con este índice siempre se pagarán más intereses. Además, el IRPH se calcula con datos emitidos por los bancos y entidades de crédito, no por organismos oficiales.

Por este motivo, el pasado mes de marzo, el Tribunal de Justicia Europeo (TJUE) sentenció que las cláusulas asociadas a las hipotecas con IRPH podían ser abusivas por aplicarse de manera arbitraria. La misma sentencia consideró su comercialización era “poco transparente”, y ahora cientos de familias se plantean cómo reclamar el IRPH de sus hipotecas.

En Deplace somos expertos en hipotecas. En este artículo te explicamos con detalle qué es el IRPH, cuál ha sido la sentencia del TJUE, qué bancos o entidades pueden verse afectadas, cómo reclamar el IRPH y qué pasará con tu hipoteca a partir de ahora.

¿Qué es el IRPH y cómo funciona?

El Índice IRPH o Índice de Referencia de Préstamos Hipotecarios, es uno de los seis índices oficiales que publica el Banco de España como referencia para calcular los intereses de los créditos hipotecarios.

El IRPH se calcula haciendo una media ponderada del TAE de todas las operaciones de Préstamo concedidas en los últimos tres años.

Es decir, que para calcular este índice, se tienen en cuenta los préstamos concedidos por los bancos (IRPH de los bancos), las cajas de ahorro (IRPH de las Cajas de Ahorro) y el global de todas las entidades que ofrecen hipotecas (IRPH del conjunto de entidades) durante tres años. 

En la actualidad, el IRPH de bancos y de las cajas está en desuso, y el único aplicado en las hipotecas es el IRPH del conjunto de las entidades.

Una vez todas las entidades aportan sus datos, el Banco de España se encarga de calcular el IRPH, que debe publicarse en el BOE para ser efectivo.

La aplicación del IRPH y su renovación periódica no es obligatoria, sino potestativa. Esta es, precisamente, una de las claves de su polémica, ya que los bancos pueden actualizar o no El IRPH en función de sus intereses.

¿En qué se diferencia el IRPH del Euribor? ¿Cuál es el mejor para contratar una hipoteca?

Cuando pedimos una hipoteca no elegimos su índice de referencia, sino que este viene impuesto por el banco. Por lo tanto, si la hipoteca no tiene el índice que queremos, nuestra única opción es rechazar la oferta y contactar con otra entidad bancaria.

Por lo demás, es cierto que el IRPH aporta cierta seguridad a las hipotecas ya que, a diferencia del Euribor, apenas tiene oscilaciones.  Sin embargo, la gran desventaja del IRPH, y algo sobre lo que los bancos no advertían a muchos de sus clientes, es que el IRPH es más caro que el Euribor (la hipoteca soporta entre un 1,5% y 3% de intereses más). 

Por ejemplo, en un histórico del IRPH y del Euribor, el primero siempre ha estado en torno a 1 ó 2 puntos por encima del segundo. Y cuando el Euribor alcanzó su máximo histórico en septiembre de 2008 (5,384), el IRPH siguió una evolución paralela (6,265).

A efectos prácticos, esto quiere decir que las hipotecas referenciadas con el IRPH son más caras: en préstamos de 180.000 €, se pueden llegar a pagar hasta 20.000 € más en concepto de intereses. 

¿Por qué el IRPH se considera un referencial abusivo?

Las primeras denuncias contra el IRPH se basaban en que este índice era fácil de manipular, ya que se elaboraba con los datos aportados por las entidades financieras. 

Además, su actualización era lenta. Por eso, se dejó de usar en noviembre de 2013, ya que el BOE dejó de publicar las actualizaciones del IRPH.

El problema real es que, pese a ello, los bancos siguieron comercializando sus hipotecas referenciadas con el IRPH, con unos intereses elevados y que estuvieron años sin revisarse.

Este es el principal motivo por el que, tras varias denuncias, a finales de 2018 la Comisión Europea emitió un informe asegurando que el IRPH era contrario a la legislación europea. 

Este informe del Tribunal de Justicia Europeo no es vinculante, y para reclamar el IRPH de una hipoteca es necesario estudiar cada caso de manera particular. 

Aun así, el TJUE suele beneficiar al consumidor y, por lo tanto, se espera que las reclamaciones de las hipotecas con IRPH sean fructíferas en los próximos meses.

¿Quién puede reclamar IRPH?

Cualquier persona que firmó una hipoteca con IRPH puede reclamar la devolución de los intereses pagados de más, siempre que los documentos de la hipoteca no incluyan criterios precisos y comprensibles para el «consumidor medio» sobre sus efectos, o que en la documentación de la hipoteca no se completase con un gráfico sobre la evolución del IRPH en los dos últimos años.

Desde el punto de vista legal, es el banco el que debe demostrar que el consumidor había sido correctamente informado sobre las consecuencias de contratar un préstamo gravado con el IRPH, algo que no siempre es sencillo y que, en principio, beneficiará a la parte denunciante.

Para saber si tu hipoteca está referenciada con el IRPH, debes consultar la escritura. El índice de referencia suele aparecer en la tercera cláusula, descrito de la siguiente forma: “tipo medio de los préstamos hipotecarios a más de tres años, para la adquisición de vivienda libre, concedidos por el conjunto de entidades…”.

Antes de reclamar el IRPH, te aconsejamos revisar los recibos de tu hipoteca y los intereses que estás pagando. Como el Euribor es negativo, si el tipo de interés supera notablemente el diferencial que contrataste al firmar la hipoteca, es probable que tu hipoteca esté referenciada al IRPH y, por lo tanto, podrás plantearte hacer una reclamación.

Por último, la sentencia del tribunal europeo deja claro que «no procede limitar temporalmente los efectos» de su decisión, por lo que se puede reclamar el IRPH de una hipoteca incluso si ya ha sido cancelada.

¿Cómo reclamar el IRPH?

Si eres uno de los afectados por las hipotecas IRPH, te recomendamos que contrates asesoramiento especializado de confianza contando con profesionales como los de Deplace.

En principio, será el banco quien contacte directamente contigo: muchas entidades han comercializado hipotecas con IRPH (Caixabank, Bankia, Banco Sabadell, BBVA o Kutxabank) y, para evitar demandas colectivas, es posible que ofrezcan acuerdos a sus clientes sustituyendo el IRPH por el Euribor. El problema es que, cualquier nuevo contrato  debería incluir, también, la devolución de la aplicación de los intereses de un índice frente a otro, y esto es lo que los bancos querrán evitar.

Respecto a los pasos a seguir o a la documentación necesaria para reclamar el IRPH, el proceso es similar a de la reclamación de la cláusula suelo: debes solicitar al banco la eliminación del índice por considerarse abusivo y después reclamar los intereses abonados de más.

Te puede interesar: Cómo funciona la nueva Ley Hipotecaria

Lo habitual es que la entidad desestime la reclamación y que debas acudir a los tribunales. El proceso puede alargarse, ya que las pérdidas para los bancos españoles pueden ascender a los 40.000 millones de euros. 

Si tienes dudas sobre tu hipoteca, contacta con nosotros.

Este sitio web usa cookies. Más información. ACEPTAR