La importancia de los colores a la hora de vender una casa

¿De qué color pintar una casa?

No es ningún secreto que la primera impresión es muy importante a la hora de vender una casa. Es la oportunidad para que el posible comprador se decide a hacer una oferta.

En este sentido, el color de una casa puede evocar recuerdos y emociones. Así, que a la hora de impresionar a los compradores potenciales, el color puede ser un factor decisivo entre vender o no. Es por este motivo que se debe elegir con cautela los colores para pintar una casa.

El exterior del inmueble: de qué color pintar la casa para cautivar

La  fachada de la casa debe aportar estilo y armonía a la propiedad para así lograr el éxito en la primera impresión. Pintar el exterior de una casa puedes ser caro, por lo que desde el punto de vista de la inversión, ten claro el color que quieres aplicar porque permanecerá por muchos más años que los interiores.

Por esta razón, no siempre es una buena idea dejarse llevar por la moda con sus selecciones de color. Una apuesta segura a la hora de elegir los mejores colores para pintar una casa es inclinarse por un  estilo contemporáneo. Esto buscando sobre todo animar la fachada.

También se debe tener en cuenta las características permanentes y los colores existentes que no se pueden cambiar, como el color del techo, la carpintería de madera o los marcos de aluminio de las ventanas.

El techo y la entrada son grandes áreas que llevan color, ya sea de ladrillo de tono cálido o de tejas de tono frío. Los colores que elijas deben estar en consonancia con estos.  

Colores para pintar una casa: el exterior influye en una venta con éxito

El  blanco

Sigue siendo el color de elección, refleja seguridad y le proporciona un aspecto limpio y fresco a la fachada.

El gris

Es un color más moderno, proporciona a la casa más interés y dimensión. Considere jugar utilizando dos tonos de grises a la fachada.

El negro

Sin duda alguna es un color muy arriesgado. Puede parecer una opción muy sobria, pero este color, empleado con buen ojo, puede destacar las características de la estructura de la propiedad.

El marrón

Los tonos tierra proporcionan una apariencia elegante. Se debe tener en cuenta que el color de la fachada debe combinar con el color de las puertas y verjas Es importante conseguir una combinación correcta y de balance ideal. Entre los colore predilectos para las verjas están: negro, blanco, grises y marrones.

Belleza interior: ¿qué colores para pintar una casa aplicar en cada espacio?

En el momento de vender un inmueble, la forma más sencilla de añadirle valor es invertir en una reforma que, entre otros lleva consigo pintar la casa. Si elige los colores adecuados  logrará el equilibrio perfecto que permita al comprador imaginarse viviendo allí.

No se deje llevar por su gusto personal. Su meta es pintar la casa de una manera que atraiga a los compradores potenciales.

El color tiene un gran impacto en los compradores y puede servir como una poderosa herramienta. Las tendencias pueden cambiar con el tiempo, por lo que vale la pena considerar qué matices son más favorables para agradar a los compradores del momento.

El blanco

El color blanco es universalmente atractivo, y puede ser fácilmente combinado con colores de contraste. Los compradores pueden personalizar el espacio con un mínimo de trabajo. Esto ya sea añadiendo color a una puerta, o a través de la decoración de una pared de contraste. Elegir el blanco para una habitación es brindar un lienzo en blanco a los compradores.

El amarillo

Este color se asocia con la alegría y la luz. Esto lo que lo convierte en el color predilecto para espacios sin ventanas, como pasillos. También se usa en  la sala de estar o en la cocina que es el sito más común de reunión familiar. Se recomienda que el tono de amarillo que se escoja sea de la gama de amarillos suaves y cálidos.

El azul

Los diferentes tonos de azules pueden provocar una amplia gama de sensaciones. Las tonalidades claras, sin duda alguna, crean una sensación de tranquilidad. Si la casa tiene comedor separado, es el lugar perfecto para probar un azul marino fuerte o un color gris oscuro, ya que dan una sensación agradable y acogedora.

El verde

Es un color que se vincula con la naturaleza, emitiendo la sensación de calma y tranquilidad. Por esta razón los tonos de verde resultan adecuados para cualquier habitación de la casa.

Un verde claro es perfecto para usar en los baños al brindar la sensación de calma. Mientras que el tono verde más oscuro es muy recomendable para el salón de despacho, ya que se sentirá el ambiente lleno de paz y tranquilidad.

El gris

Es mucho más que un color neutro. Casi todos los demás tonos combinan perfectamente con el color gris. Esta es la opción ideal para usar en pasillos y entradas, en sitios donde se conecten espacios.

Los tonos claros tienen una suavidad que da la sensación de tranquilidad. Mientras que los grises oscuros se sienten menos fríos. Es necesario usar bien las combinaciones de grises, nadie quiere proyectar la sensación errónea como de una habitación helada. Busque la mezcla perfecta para producir calidez en el ambiente.

El marrón

A primera vista, el marrón puede no figurar entre sus primeras opciones. No lo descarte, los tonos marrones también son parte de la paleta de colores que evoca efectos calmantes, pues la mente los asocia a la naturaleza.

Los tonos más ricos crean una sensación de calidez y tranquilidad. Esto los hace apropiados para espacios de entretenimiento. Puede inducir a un comprador potencial a imaginarse pasando tiempo allí con su familia. Los tonos más claros, como el beige, son ideales para una sala de estar formal, el estudio y los pasillos.

Tómese su tiempo a la hora de escoger las paletas de colores. No olvide que no puede equivocarse con los colores neutros. Ellos se asocian positivamente con sentimientos hogareños.

La última tendencia en colores que ayudarán aumentar el valor de la casa

Añadir un tono que destaque las puertas de entrada de la casa impresiona a los compradores. La tendencia es pintarlas de color azul marino, gris oscuro o  gris carbón.

Entre los mejores colores para pintar el exterior de una casa esta una mezcla entre gris y beige. El color azul y gris suave es la combinación que marca tendencia a la hora de pintar la cocina. Para el salón, se mantiene la predilección por el color beige claro, o color avena.

Sin duda alguna el color azul refleja calma, lo que explica por qué los compradores prefieren las habitaciones pintadas con ese color. La tendencia actual va desde el azul cerúleo claro a azul cadete. Otra habitación en la que predomina el color azul o púrpura es el cuarto de baño.

Existe una estrategia que es centrarse en  temas únicos en cada habitación. Esto puede facilitar la tarea de decidir los colores para pintar una casa. Aunque esto puede funcionar bien,  es importante mantener un sentido de continuidad en todo momento. La belleza de decorar una casa es que cada habitación puede verse y sentirse única, por lo que puede usar un esquema de color diferente en cada espacio si así lo desea. El truco es crear cohesión eligiendo colores complementarios donde las habitaciones conectan. Si le asaltan las dudas a la hora de elegir los colores para pintar una casa en venta, contáctanos. En Deplace te ofreceremos los mejores trucos y consejos para vender tu casa

Este sitio web usa cookies. Más información. ACEPTAR